Close
Cara a cara: ¿Un procesador Intel o un AMD?

Cara a cara: ¿Un procesador Intel o un AMD?

Cara a cara: ¿Un procesador Intel o un AMD?

Estoy seguro que más de una persona ha llegado a confundir Intel con AMD, sin lograr determinar sus equivalencias o para qué circunstancias de trabajo, uno es mejor que el otro. Con este artículo deseo ayudarte a identificar qué procesador necesitas en tu nueva computadora de acuerdo a tus necesidades, o bien, si es momento de actualizar el equipo que ya tienes.

En la actualidad, Intel y AMD son dos las principales marcas que dominan el mercado de los procesadores. Intel fabrica microprocesadores y circuitos integrados especializados y otros dispositivos electrónicos. Actualmente Intel la más demandada en el mercado, pero esto no significa que AMD no esté a la par.

Gamas de procesadores Intel y AMD

Este es un resumen de todos los procesadores Intel y AMD que existen actualmente en el mercado. Verás los aspectos más importantes de cada uno tanto en características básicas como en rendimiento, concluyendo a qué tipo de usuarios van dirigidos.

Antes de comenzar, te recuerdo que los procesadores Intel utilizan letras para diferenciar algunos modelos de las versiones estándar, por lo que es importante hacer una aclaración en este sentido antes ver todas las gamas:

  • Letra U: son procesadores de consumo ultra bajo, utilizados en equipos portátiles.
  • Letra T o S: se utilizan en procesadores para computadoras de consumo. Indican un menor consumo a cambio de reducir frecuencias de trabajo.
  • Letra K o X: indica que el procesador viene con el multiplicador desbloqueado.

Procesadores Intel

intel

Celeron:

Son procesadores económicos con dos núcleos y dos hilos que ofrecen un buen rendimiento en trabajos de oficina utilizando programas de Office, multimedia y navegación. También rinden bien con juegos que no requieren más de dos núcleos.

Pentium:

Aunque en general son casi idénticos a los Celeron, mejoran el rendimiento frente a los anteriores ofreciendo mayores frecuencias de reloj, ya que mantienen dos núcleos y dos hilos. Los nuevos procesadores Pentium G basados en Kaby Lake tienen cuatro hilos y rinden muy bien incluso en juegos, convirtiéndolos en una solución excelente para montar equipos de bajo presupuesto para gaming.

Core i3:

Tienen dos núcleos y cuatro hilos, lo que unido a su alto IPC, los convierte en una solución excelente para los que quieran montar equipos económicos de alto rendimiento y eficiencia. Sirven para jugar y para trabajar.

Core i5:

Son una de las gamas con mejor relación rendimiento-precio que ofrece Intel y una elección muy buena que sirve para hacer cualquier cosa. Tienen cuatro núcleos y cuatro hilos, y son una excelente elección para usuarios con presupuestos medios. Los modelos “U” tienen dos núcleos y cuatro hilos.

Core i7:

Tenemos procesadores de cuatro núcleos y ocho hilos que ofrecen un rendimiento casi idéntico al de los Core i5 en la mayoría de los casos (siempre que usen la misma arquitectura). Los modelos serie “U” tienen dos núcleos y cuatro hilos. Son una buena opción para usuarios que quieran jugar a todo y que además utilicen aplicaciones multihilo, aunque no suponen una diferencia importante frente a los Core i5 de cuatro núcleos.

Procesadores AMD

Amd processor

Athlon:

Su rendimiento es bueno para casi cualquier tarea básica, con versiones que van de los dos a los cuatro núcleos, y los modelos de cuatro núcleos ofrecen un buen desempeño incluso en juegos, aunque no llegan al nivel de un Pentium actual.

APUs:

Integran procesador y GPU en un mismo encapsulado. Las configuraciones son muy variadas ya que podemos encontrar versiones con procesadores de dos a cuatro núcleos y núcleos gráficos bastante potentes. Buena opción para montar equipos para gaming con presupuestos limitados.

FX 4300:

Tienen cuatro núcleos y unas frecuencias de trabajo bastante altas, logrando un buen rendimiento en general. Son una buena opción como actualización de bajo costo de una plataforma AM3+, especialmente si consideras correr juegos.

FX 6300:

Están un peldaño por encima de los anteriores, ya que cuentan con seis núcleos y también tienen frecuencias de trabajo muy elevadas. Rinden bien en juegos y también son una buena actualización si ya tienes una plataforma AM3+.

FX 8300:

Son la gama media actual de AMD junto con los FX 9000, aunque éstos últimos no son recomendables por su altísimo TDP. Tienen ocho núcleos y unas frecuencias de trabajo que superan los 4 GHz, lo que los mantiene como una solución muy versátil.

RYZEN:

Son los actuales tope de gama de AMD. Utilizan una nueva arquitectura, están fabricados en proceso de 14 nm y cuentan con versiones que van desde los cuatro núcleos y cuatro hilos hasta los ocho núcleos y dieciséis hilos. Ofrecen un excelente nivel de rendimiento en cualquier entorno y tienen un precio muy atractivo.

RYZEN Pro:

Son versiones profesionales de los anteriores. Mantienen todas las claves de aquellos a nivel de rendimiento, pero tienen mejoras a nivel de seguridad integrada por hardware.

ThreadRipper:

Mantienen también las bases de la arquitectura RYZEN pero elevan el máximo de núcleos-hilos a 16 y 32, soportan configuraciones de memoria en cuádruple canal y ofrecen una mayor cantidad de líneas PCIE. Para usuarios avanzados que trabajen con programas y aplicaciones muy pesados, o que quieran poder jugar y trabajar.

¿Cuál es más potente?

Según múltiples estudios comparando procesadores de ambas marcas con las mismas características, Intel es, aproximadamente, un 10% más potente que AMD, algo que, desde luego, es uno de los factores que más puede interesarte.

Relación calidad-precio

Personalmente, si tu propósito está destinado a gaming, no hay duda que, Intel será la opción más confiable y que mejor rendimiento te brinde. No obstante, los procesadores de AMD para gaming siguen evolucionando y hoy en día muchas computadoras tienen instalados dichos procesadores, que pueden usarse también para jugar, teniendo un límite inferior al de su rival.

Cabe mencionar que, los videojuegos lanzados recientemente, requieren una gran potencia de procesado y de imagen gráfica, por lo que insisto, Intel posee grandes probabilidades de ser escogido en la comunidad gamer.

Conclusión

Al momento de escoger un procesador, debes saber diferenciar el uso que deseas darle, del uso que en realidad le darás. Todos queremos tener el mejor procesador que exista aún sabiendo que puede ser más costoso.

A nivel de empresa, en la que se realicen trabajos en los que se necesite de una gran potencia, donde se cuenta hasta el último segundo, entonces sí, recomiendo Intel, dado que indudablemente, a la mayoría, no les fallará.

Si estas considerando comprar una nueva laptop, podría interesarte: Las mejores laptops para nuevos usuarios

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa MATA-HOYGAN

Close